Consecuencias nocivas del fast-fashion

El consumo masivo y la fabricación de textiles de mala calidad para cubrir la demanda han logrado que la industria de la moda esté considerada como una de las más contaminantes del mundo.

 

Se estima que anualmente se venden 80.000 millones de prendas alrededor del mundo. Las principales causantes de este fenómeno conocido como fast-fashion o moda rápida son las franquicias, entre ellas Zara y H&M. El consumo desmedido de ropa ha ocasionado que se acumulen toneladas de materiales textiles que resultan poco beneficiosas para el ambiente. Asimismo, esta industria es la responsable del 20% de los desechos tóxicos que se vierten al agua.

La industria de la moda es responsable del 20% de los desechos tóxicos que se vierten al agua.

 

La publicidad impulsa a los consumidores a comprar prendas sin tener necesidad de hacerlo. La relativa accesibilidad de estos productos hacen que las personas sientan que tienen un mayor poder adquisitivo, cuando en realidad ocurre todo lo contrario: gastan más dinero al comprar textiles de menor calidad.

 

Tal vez te preguntes por qué la ropa que sale de las industrias de fast-fashion es más barata, la respuesta es la siguiente: la deslocalización de las fábricas. Este factor ha hecho que cerca de 200.000 talleres clandestinos se encuentren en Asia. En estos países, la mano de obra es más barata y la producción –debido a las jornadas laborales- llega a ser mayor.

 

De esta forma se ha logrado que el producto textil sea un objeto de muy corta duración. Lo más preocupante del caso es que la mayoría de estas prendas, al ser de tan mala calidad, no pueden ser reutilizadas. Por lo tanto, este fenómeno podría considerarse como un reflejo de la sociedad de consumo en la que vivimos actualmente, donde siempre estamos en la búsqueda de “más productos y servicios” sin tomar en cuenta la calidad de estos.

https://www.youtube.com/watch?v=iSa2SwzhzT0

Si te interesa saber más sobre este tema, el documental del 2015 The True Cost pone en evidencia los efectos nocivos de este tipo de mercado. Actualmente está disponible en Netflix.